Estás en Inicio > Medicina Estética > Rellenos Faciales

Rellenos Faciales

Ácido Hialurónico

 

Desde un punto de vista estético, los rasgos atractivos consisten en contornos convexos lisos y simétricos, con una textura y un tono de piel uniforme y homogéneo. Estos rasgos pueden desestabilizarse por múltiples factores relacionados con nuestro estado de salud, por agentes ambientales o tan solo por el proceso inevitable y natural del envejecimiento. Cualquier línea de la expresión facial se acentúa con la edad, la hiperactividad muscular y las pérdidas de volumen.

 

Al proponer un plan de tratamiento estético facial, hemos de realizar un enfoque global. Tercio superior, medio e inferior han de estar en perfecta armonía. Los rellenos de ácido hialurónico representan el gran avance de la última década. Su aplicación práctica fue aprobada a finales del 2003 por la FDA.

 

A día de hoy podemos afirmar que sus diferentes niveles de reticulación permiten tratar con seguridad todo tipo de arrugas, suavizar líneas finas de expresión, mejorar el volumen y contorno de los labios, corregir cicatrices o crear un verdadero relleno o aumento de volúmenes, pudiendo restaurar pómulos, mejillas, barbilla, nariz, etc. En definitiva: esculpir cualquier relieve facial.

 

Sus propiedades le confieren gran poder de hidratación y por consiguiente una inigualable mejoría en al calidad de nuestra piel. La duración de un tratamiento efectuado con ácido hialurónico nos permite situarlo entre los 10 y 18 meses, dependiendo del reticulado empleado, de la cantidad inyectada y de la idiosincrasia de cada paciente.

Los rellenos tienen múltiples aplicaciones, ya sea para corregir defectos faciales preexistentes o para aumentar estructuras faciales existentes. Empezando desde el tercio superior de la cara, los rellenos nos permiten tratar depresiones en la frente secundarias a cicatrices del acné, tratar pliegues profundos del entrecejo en reposo. La inyección debajo del tercio externo de la ceja elevará el segmento externo de ésta, previamente ptósico. En el tercio medio de la cara permiten tratar cicatrices de asimetrías preexistentes y cicatrices secundarias a traumatismos o secuelas del acné.

 

Los rellenos nos posibilitan la restitución de los volúmenes perdidos en las áreas malares, aumento de pómulos, surcos nasolabiales (SNL), también conocidos como surcos “de la sonrisa”, cruzando la zona de transición entre el tercio medio y el tercio inferior de la cara. El tercio inferior está dominado por el bermellón de los labios, tanto por su contorno como por su perfil.

Las líneas en marioneta son una combinación de la expresión, la intensidad del envejecimiento y la genética. Tratar las depresiones curvilíneas peribucales laterales e inferiores a las comisuras bucales, resulta fundamental para recuperar un aspecto más joven.

 

Los rellenos inyectables nos permiten crear una barbilla más prominente, suavizar el pliegue mentoniano y el surco prearticular, creando una línea mandibular robusta y tersa y contribuyendo a reafirmar el óvalo facial.

 

 

 

 

Evimed Innovaciones Estéticas y

Terapéuticas S.L. - 2014

C/Agra da Bragua, 49

CP.: 15010, A Coruña

Horario de atención:

De Lunes a Viernes de 10:30 a 20:00

Tlfn.: 981 273 294 / 617 273 728

Email: comunicacion@evimed.es